Hace unos meses escribí un artículo que se titulaba: Cómo perdonar del dicho al hecho, en él les contaba una historia personal que viví que fue muy dolorosa porque me hirió no solo a mi sino a muchos de mis seres más queridos. Si en ese momento me hablaban de perdonar, les hubiese jurado que para mi era imposible. Creo que muchas personas a quienes les resulta complicado perdonar tienen la misma creencia que yo tenía en esa época.

Con el tiempo y después de mucho trabajo interior, me di cuenta que lo que me impedía perdonar era la creencia que al hacerlo, borraba la memoria de la ofensa y de alguna manera tendría que restablecer el vínculo con esa persona que tanto daño me había hecho.

Hoy quiero hacer una última aproximación del tema porque pienso que a muchas personas les pasa lo mismo: confunden perdonar con volver a creer en la persona que los ofendió, agredió, robo, mintió, etc., y que deben restablecer el vínculo con esa persona para demostrar que realmente han logrado hacer el proceso del perdón.

En mi caso, lo que me sacó de esa confusión fue comprender que perdonar no implica volver a confiar y por lo tanto restablecer el vínculo con esa persona. Perdonar es un proceso liberador porque te permite ponerle un cierre a todas las emociones negativas que surgen cuando nos sentimos abusados en algún aspecto de nuestra vida; tales como rabia, tristeza, miedo, resentimiento, frustración y tantas otras.

Cuando perdonas significa que dejaste la ofensa en el pasado, no que te olvidaste de ella y te das cuenta de ello cuando al recordarla ya no te surgen todos esos sentimientos negativos, sino que te focalizas en el aprendizaje que te dejó esa experiencia. El perdón es liberador no porque absuelve al que te ofendió de su responsabilidad sino que te permite dejar el pasado atrás, vibrar con otra energía más vinculada a la armonía y la tranquilidad que te da estar en paz contigo mismo para continuar con tu vida.

En mi caso el perdonar me predispuso a estar mas receptiva, con la atención puesta en el futuro y no en lo que había ocurrido en el pasado y fue así como esta nueva actitud me permitió conocer a quien hoy es mi pareja y el amor de mi vida.

Tengo un curso online que se llama: Cómo encontrar a tu pareja ideal, si quieres encontrar a esa persona puedo ayudarte.


Leave a Reply

Your email address will not be published.